Powered by OrdaSoft!

Iglesia Bautista Reformada de Suba

Anunciando el Evangelio de Cristo

logo

 

REUNIONES

DOMINGOS

  • Instrucción Bíblica - 9:45 am.
  • Culto de Adoración - 11:00 am.
  • Culto Vespertino - 4:00 pm

JUEVES

  • Culto de Oración - 7:00 pm.

REFLEXIONES

BLOG

Blog

VIDEOS

Play

INICIO

UNIDO A MIS PAISANOS

Mayo 10

‘Solamente que os comportéis como es digno del evangelio de Cristo,  para que o sea que vaya a veros,  o que esté ausente,  oiga de vosotros que estáis firmes en un mismo espíritu,  combatiendo unánimes por la fe del evangelio’.
Filipenses 1:27 

 

 

El apóstol Pablo ha dejado ver a los hermanos de Filipos la intención de su corazón con respecto a un dilema. Por un lado afirma desear estar con Cristo lo que considera como una ganancia sin par. Pero a la vez les muestra que por amor a ellos estaba dispuesto a aplazar sus deseos de estar con el Señor. Él les comunica que también era su deseo quedarse con ellos más tiempo para su edificación, para seguir trabajando por ellos. A continuación y en medio de tales declaraciones, el apóstol les da una enseñanza directa, que también muestra su expectativa para con estos hermanos amados: ‘Solamente que os comportéis como es digno del evangelio de Cristo’ (Fil.1:27).

No importa si Pablo al fin podía ir a verlos o no, lo importante es que ellos se comportaran como era digno del evangelio de Cristo. Esto era lo más importante para esa iglesia y claro está para nosotros también. El aposto hacía referencia a un comportamiento digno de un ciudadano del cielo, de un ciudadano del reino. Pablo desea que los hermanos de Filipos ejerzan su ciudadanía con toda responsabilidad y dignidad. El cristiano, de acuerdo a su nueva ciudadanía, debería comportarse como todo un “patriota”. Esto lo entendían muy bien los filipenses pues ellos sabían lo que era valorar ser ciudadano romano y lo que era vivir con esa dignidad romana.


Este pastor, guiaba a la iglesia a un tipo especial de comportamiento que delatara la ciudadanía a la que pertenecían. Si ellos pertenecían al cielo (Fil.3:20), si su patria verdadera no estaba en este mundo, deberían conducirse así. Además, deberían esforzarse por dejar el nombre de su patria muy en alto. Pero aquí saldría una gran pregunta ¿Qué es comportarse como es digno del evangelio? ¿Cómo es vivir así?


El apóstol nos responde: ‘Que estéis firmes en un mismo espíritu, combatiendo unánimes por la fe del evangelio’. Así que vivir como es digno del evangelio tiene que ver con firmeza espiritual de vivir en unidad. La unidad de la iglesia demuestra la dignidad de ser cristiano, la unidad es una característica de vida verdaderamente cristiana. Pablo les dice en primer lugar que deben trabajar por la unidad de la iglesia, ellos deben mantenerse firmes en ella, pase lo que pase la iglesia debe mantenerse unida, y de esa manera trabajar. Esta unidad los debe llevar al trabajo conjunto y a la defensa de la fe como un cuerpo.


La iglesia local, esta iglesia que el Señor forma, debe mantenerse unida, cada uno de los hermanos debe mantenerse firme en la unidad. La unidad debe buscarse y mantenerse y cada uno de sus miembros debe ser solicito en esta tarea (Ef.4:3). El ciudadano del reino se comporta de acuerdo a su ciudadanía cuando anda en unidad con sus paisanos. Por lo que traiciona su ciudadanía cuando mina o no coopera con la unidad.  No prestarse para el trabajo, no colaborar, quedarse al margen de la vida de la iglesia, sufrir de indiferencia, negarse a cooperar en mantener los vínculos de la unidad cristiana bajo el evangelio, aún negarse a la sencilla exhortación a no dejarse de congregar, traiciona su vocación y daña los intereses del pueblo santo.


 Eso es vivir como es digno del evangelio. Es deber entonces de cada uno de los ciudadanos del cielo vivir fomentando la unidad en la iglesia local que en un sentido real, la iglesia está compuesta por sus paisanos, ni desconocidos ni extraños, conciudadanos por la eternidad.

 

Lectura Bíblica

 

Jueces 16, 17, 18
Salmo 126 y 127